Después del verano… Restablece la salud de tu cabello

El verano es la época del año donde más sufre nuestro cabello a causa de las exposiciones solares prolongadas, el cloro de las piscinas, la sal y  la arena de la playa, etc…

Con la llegada del otoño, y la vuelta a la rutina, podemos percibir un aumento del encrespamiento, pelo más áspero y con falta de luminosidad. ¿Que podemos hacer para devolver la salud y el brillo a nuestro cabello?

Tratamientos-para-el-cabello-maltratado-4

La mejor rutina

Primero, cuando llegamos de vacaciones, siempre es recomendable cortar un poco las puntas, ya que es la parte más castigada. De esta manera sanearemos y evitaremos problemas añadidos a la hora de desenredarlo.

A partir de aquí, tenemos que seguir una rutina de tratamiento muy sencilla para recuperar la salud de nuestro cabello ¡No necesitas emplear mucho tiempo!

  •  Lávate el pelo con agua tibia, y acaba el ritual con un buen chorro de agua fria para estimular la circulación del cuero cabelludo.
  • Utiliza un champú adecuado a tu tipo de cabello: Seco, graso, normal… Y si hay algún problema en el cuero cabelludo (picor, caspa, caída…) utiliza un champú especifico para cada problema.
  • Aplícate a diario un acondicionador capilar, con activos nutritivos y hidratantes, para devolver al cabello toda su flexibilidad y brillo.  Existen en la farmacia multitud de productos con activos hidratantes y reparadores, que no ensucian el pelo, aptos para aplicar en cabello seco y mojado.
  • Una o dos veces a la semana, utiliza una mascarilla especifica segun las necesidades de tu cabello: Para regenerar, para cuidar el color, para fortalecerlo…
  • También puedes aplicarte un serum para tratar puntas abiertas o hidratantes ligeros en textura aceite seco para cabellos muy secos.

Si utilizas planchas o secadores ten en cuenta de utilizar siempre un protector térmico para evitar resecar el cabello.

Siempre es recomendable consultar al farmacéutico para que te recomiende el mejor tratamiento capilar para cada caso.

¡Recuperarte de los excesos! La dieta depurativa

Durante los meses de verano, nos engordamos alrededor de 3 kilos por persona, aproximadamente, según la Sociedad Española de Endocrinologia y Nutrición (SEEN).

Y es que durante el verano, nos olvidamos de los buenos hábitos alimentarios adquiridos durante el año: Salimos más a menudo a comer fuera de casa, hacemos sobremesas más largas, picamos entre horas… ¡Todo suma a la hora de poner remedio!

Los alimentos más importantes en este tipo de dietas son las verduras. Destacamos el brócoli, la remolacha, las espinacas, la alcachofa, coliflor, por su poder diurética y su alto contenido en fibra. Tanto si las comes en ensalada o al vapor (mejor que cocidas, ya que pueden perder parte de sus nutrientes) recomendamos tomarlas con dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra (dos cucharadas al día como máximo) o zumo de limón.

zuzuzuzuz

Otro grupo importante de alimentos que ayudan a depurar el organismo son las frutas como por ejemplo, la piña, la naranja, el limón, el kiwi, la manzana y las uvas, entre otras, por la misma razón que las verduras, son diuréticas y aportan gran cantidad de fibra.

En el apartado bebidas, el té verde ayuda a que el organismo utilice la grasa como fuente de energía, por lo tanto también nos beneficiará a la hora de hacer una dieta depurativa. Las infusiones de diente de león y cola de caballo son diuréticas, perfectas si retenemos líquido. Recordamos que la mejor bebida siempre es el agua, que tenemos que consumir en cantidad abundante, 1.5 litros aproximadamente.

Los alimentos que debemos evitar son los preparados, pre cocinados, bebidas con azúcares y/o con gas, embutidos, fritos, alcohol y lácteos enteros.

Por último sería recomendable realizar alguna actividad física o caminar a ritmo ligero 3 veces por semana como mínimo.

Con estás pautas conseguiremos quitarnos esos malditos kilos de más que hemos puesto durante el verano.